INICIO
ACTIVIDADES/TALLERES
CURSOS / FORMACIÓN
ACERCA DE RICARD
BIODESCODIFICACION
BIONEUROEMOCION
VIDEOS BIODESCODIF.
BIODESCODIF. DENTAL
SOLICITAR VISITA
INDICADO PARA:
TÉCNICAS DE APOYO
BRAINSPOTTING
REFLEXOLOGÍA PODAL
TRATAMIENTOS CÁNCER
CONTACTO/COMO LLEGAR
ENLACES DE INTERÉS
ARTÍCULOS DE INTERÉS
VIDEOS
MAPA WEB

 

BIODESCODIFICACIÓN Y EL CÁNCER

Existen muchas maneras de abordar una enfermedad tan grave como es el cáncer.

A nivel médico y a través del sistema de salud pública todos conocemos el tipo de tratamientos que existen, y que consisten en intentar eliminar por diferentes medios las células tumorales. Se emplean métodos como la Radioterapia, Quimioterapia o la Extirpación del tumor gracias a la Intervención Quirúrgica. Esto, en muchos casos puede salvar vidas, pero también vale la pena tener muy en cuenta lo siguiente:

Hasta ahora siempre se han considerado tumores y cáncer como algo maligno. Visto desde la óptica de la BIODESCODIFICACIÓN entendemos el cáncer como la activación de un programa de supervivencia biológica propio de todas las especies animales. Los humanos no somos diferentes en ese aspecto salvo en algún detalle, que se podría explicar con el siguiente ejemplo:

Un lobo hambriento se dispone a cazar. Ha capturado un conejo y lo ingiere. Su estómago comienza a digerir toda la carne de la presa, pero hay un problema. Se ha tragado una pata del conejo y esta se ha alojado en un punto del estómago que obstruye el paso hacia los intestinos. Si esa obstrucción no se libera el lobo morirá por desnutrición. Aquí es donde se activa el programa biológico de supervivencia:

En el estómago del lobo comienzan a desarrollarse rápidamente células tumorales. Estas células tienen una capacidad digestiva 4 veces superior a una célula estomacal normal. Aumentado la capacidad digestiva, los ácidos gástricos generados, podrán ayudar a disolver y digerir la pata del conejo. Si se disuelve lo suficiente como para poder liberar la obstrucción y abrir el paso para la digestión de alimentos, el lobo conseguirá sobrevivir.

Una vez recuperada la capacidad de digestión y asimilación de alimentos, el programa de supervivencia se desactiva y el tumor se disuelve y elimina, con la ayuda, en muchas ocasiones, de una inflamación bacteriana. Esta fase a veces se acompaña de alguna pequeña hemorragia.

Si el tumor no consigue disolver la pata de conejo seguirá activo el programa de supervivencia y el tumor continuará creciendo, llegando a invadir el espacio vital de órganos adyacentes y podrá producir también la muerte del animal.

La Biología humana funciona igual que la de ese lobo o cualquier otro animal. No hay nada que se genere al azar.

Todo son programas de adaptación y de supervivencia. Pero en el caso de los humanos entra en juego también la capacidad cognitiva, intelectual y emocional. La naturaleza nos ha dotado con un cerebro mucho más desarrollado, el cual nos ha ayudado a dominar muchos medios, a adaptar el medio ambiente a nuestras necesidades, a anticipar posibles problemas y prevenir. Esa misma capacidad del intelecto es la que puede hacer que en una persona se active un programa biológico de supervivencia por algún conflicto que ha vivido y no ha podido resolver.

En el caso de un tumor en el estómago podría generarse a nivel biológico por un alimento que no puede digerir, pero realmente se activará más a menudo el programa, por algo simbólico, algo que la persona afectada está sintiendo, como: "no puedo digerir, o no consigo asimilar lo que me han hecho" (normalmente conflicto vivido frente a alguien muy cercano). Si ese sentimiento es muy intenso, hasta el punto de que no deja apenas conciliar el sueño a la persona afectada, su cerebro podrá activar de forma automática el programa biológico de supervivencia, iniciándose la proliferación de células superdigestivas (Células cancerígenas), para intentar digerir aquello que está sintiendo como: "no puedo digerir". El problema en este caso reside en que en el estómago, realmente no hay nada físico que impida la digestión, y el programa seguirá activo hasta que la persona deje de sentir: "no puedo digerir lo que me han hecho".

Aquí es donde la Biodescodificación puede ser de gran ayuda. Cada tipo de cáncer está asociado a una tipología de conflicto. Es de dominio público que muchas personas que han vivido un conflicto muy intenso, al cabo de unos meses o un año, desarrollan un cáncer.

El hecho de vivir un conflicto muy intenso no implica para nada, desarrollar un cáncer. Pero si que se puede afirmar, que la persona que ya tiene el cáncer, unos meses antes ha vivido algún tipo de conflicto desestabilizante.

La Biodescodificación como metodología terapéutica podrá aportar muchos recursos para la solución de la problemática de fondo.

Los Biodescodificadores acompañamos a la persona afectada, a descubrir el porqué y para qué, de la aparición de sus síntomas. Acompañamos en el proceso de toma de consciencia de cual es la problemática que ha desencadenado el tumor. ¿Qué intenta decir su cuerpo a través de esos síntomas? y finalmente va a aportar recursos para poder desactivar el programa de supervivencia.

El hecho de que se active o no la proliferación celular "maligna", dependerá de la sensibilidad de la persona, de como se toma las cosas, del sistema de creencias que posee, de programas de dolor heredados,... Los Biodescodifcadores nos encargamos de analizar todos esos datos, hasta encontrar la conexión entre su patología, el conflicto vivido, como ha sentido emocionalmente el conflicto y si había una predisposición heredada.

Una vez se ha tomado consciencia de todo lo que está aconteciendo, se acompaña a la persona a que contacte con sus propios recursos para gestionar mejor ese tipo de conflictos y a desactivar programas de dolor heredados, en el caso de que existan (para casos de cáncer casi siempre existen).

El cuerpo tiene toda la capacidad para volver a la normalidad y regenerarse.

Personalmente, veo como algo imprescindible, aplicar la biodescodificación para mirar de desactivar la causa que ha podido generar el cáncer, así como para el acompañamiento en la expresión de todas las emociones que acompañan al paciente desde el impacto del diagnóstico y en el desarrollo del tratamiento.

La Biodescodificación  es totalmente compatible con cualquier terapia que esté llevando a cabo el paciente, podrá complementar y optimizar perfectamente cualquier tratamiento.

También creo muy recomendable tener en cuenta factores de dieta, complementación,... que se tratan en los videos siguientes y que pueden ayudar a reestablecer el equilibrio interno del cuerpo, de una forma más rápida, y acelerando todo el  proceso de recuperación.

José Ricardo Rodulfo Cano

Biodescodificador Formado e Inscrito con el nº 566 en el Instituto Español de Biodescodificación (IEBD)

 

Conferencia de la Doctora Odile Fernández sobre alimentación, emociones, medio ambiente y cáncer:

Video de la conferencia realizada por el Dr. Alberto Martí Bosch :

Cómo afrontar el cáncer de forma holística

 


 


SALUD RICARD Tel: 655 22 09 80 C/Sant Miquel,37 Vila-Sana (Lleida) i LLEIDA | saludricard@hotmail.com